domingo, 18 de septiembre de 2016

La última siesta


Viviendo en aquel tiempo, donde las hojas
perdiendo los verdes que les dan la vida
forman el suelo en la madre tierra cobre
con ocre el humus, de la experiencia vieja
vívido el otoño mis postreros días
aquel al que al que no sigue primavera
postrera la otoñada que preludiando
el reposo final y su eterna siesta
En polvo serán y triste polvareda
polvo con una historia estas mis ideas
pasa peregrino y lleva en tus sandalias
un pellizco de mi historia y de mis penas.
Publicar un comentario