sábado, 1 de febrero de 2014

Nuestras vidas son los ríos



Con la alegría del torrente

que entre las peñas trota.

soñando correr por la llanura

y en amplio cauce negligente

repetidas veces se bifurca

llegando al delta diletante

aluvión fecundo de cultura

arribar al mar que es su muerte

buscando en sus aguas sepultura.    

Evocando Las Coplas por la Muerte de su Padre. (Jorge Manrique) Del que su epitafio dice:                    Aquí yace un hombre
                 que vivo dejó su nombre
Coplas al estilo provenzal que si los estudiosos no yerran entraron en el castellano con los poetas que se vinieron al Reyno de Aragón con Fernando de Antequera... (Fernando I de Aragón)
Publicar un comentario